Utopía, Complejidad y Colapso


Cuando uno va siendo un poco mayorcito, puede volver la vista atrás y reflexionar sobre los "mitos" del pasado que lo acompañaron en su vida, puede contemplar la "mitología social" de su-s época-s, por ejemplo en la visión que se tiene, en particular, del futuro, a largo plazo, de la Humanidad en su conjunto

No uso el término "mitología" en el sentido negativo de poco o nulo grado de veracidad (soporte científico)  que tenga o se le dé a una idea, aludo a "mitología", en modo genérico, al conjunto de ideas y símbolos que se reúnen en un determinado "discurso" que tratan de explicar el futuro discurrir de la sociedad, en un campo, el de las Ciencias Sociales donde, hay que decirlo siempre y con toda claridad NADA está ciertamente determinado, porque los sistemas tan terriblemente complejos como son las sociedades humanas, acopladas entre sí, la complejidad las hace esencialmente indeterminables, en el sentido científico (experimental) y reduccionista del término, y los muchos y variados intentos "proféticos" del pasado, tenidos a sí mismo como "científicos", han fracasado bastante estrepitosamente, en algunos casos porque los sistemas sociales, usando una analogía con el Principio de Incertidumbre de  Werner Heisenberg, se ven influidos por las observaciones que se hacen sobre ellos y los sucesos que se desencadenan por esas mismas observaciones, como fue, por ejemplo el caso de las "profecías" de Marx y su "inevitable" e "inminente"  Revolución Universal del Proletariado; y esto no es nada negativo, al contrario, significa que los sistemas sociales, tienen una característica que, en cierto modo, los acerca al comportamiento de los sistemas vitales : tienen cierto grado de adaptación

En este artículo pretendo analizar algunas teorías explicativas generales sobre aquello que precipita el colapso de las Civilizaciones, haciendo una crítica sobre las mismas

Empezaré mi artículo, en particular por el género cinematográfico, que es el que recoge, de manera visual y resumida, muchos de los "mitos" (de nuevo en el sentido respetuoso y amplio del término) sobre el devenir de las  sociedades, en particular de la sociedad occidental, en forma de utopías y, sobretodo, distopías


Las Distopías de los 70's y 80's




Desde mediados de los años 70's e inicios de los años 80's cuando yo era niño pero ya acercándome a la adolescencia, recuerdo que aparecían, con mayor frecuencia (comparado, por ejemplo, con finales de los 80's o durante los 90's) películas que trataban de las situaciones post-apocalípticas, es decir, de la vida de los supervivientes tras una debacle a escala mundial, la mayoría de las veces producidas por una guerra nuclear, y en otros casos por otra de tipo media-ambiental (agotamiento de los recursos, calentamiento global, contaminación, etc...).
Hubo una gran cantidad y variedad de filmes que trataban esta dinámica post-colapso: la serie de Mad Max, Nueva York 2012 (¡vaya casualidad!), la serie de El Planeta de los Simios (la antigua), El Día Después, Soylent Green, La Fuga de Logan, las películas de zombis, etc...

No creo que sea una casualidad la proliferación de ese tipo de películas en esa época, como tampoco, creo, sea casualidad el surgimiento de un fenómeno tan distópico como el Punk en esa misma época donde su "ideología" queda resumida por la frase "No Future", ideario pesimista, desesperado y auto-destructivo, que contrasta fuertemente con el magnífico despliegue de las utopías de la década de los 60's, tipo "New Age", que, suponían, se iba a inciar una nueva época de bondad, meditación y cambio espiritual; indudablemente, pensaban, entrábamos en una auténtica Edad de Oro del Hombre, estábamos ya iniciando la andadura en la "Era de Acuario", como en la famosa canción, esa del parque, de la película "Hair", aunque esta película en particular se hizo en 1979, en realidad provenía de un musical de 1967, y toda la temática hippie y la historia transcurre en los años 60's



Independientemente de la situación particular de España, creo que, en general, había como un cierto desencanto en esa época, la Crisis Mundial, iniciada y agravada, aparentemente, por los 2 shocks petroleros de 1973 y 1980, no parecía tener fin, con su secuela de desempleo e inflación y en caso de USA, que era el país productor de filmes por excelencias, la derrota del Vietnam era un agravante psicológico en ese ambiente, y además el enfrentamiento nuclear a gran escala entre USA y la URSS parecía no sólo probable, sino inevitable a no muy largo plazo, y los informes del Club de Roma y otros de la época, acrecentaban el miedo de que, aunque nos librásemos de un "infierno nuclear", la nueva amenaza sería de recursos,  medio-ambiental y  poblacional

El optimismo de los 60's parecía cosa del pasado, al menos en el universo fílmico anglosajón

Es curioso observar como, en los apocalipsis fílmicos de los últimos años, no se usa el fenómeno de la guerra nuclear como desencadenante del exterminio de la mayor parte de la Humanidad, sino que ahora predominan los problemas climáticos, las amenazas alienígenas (como en los años 30's y 50's), las enfermedades, los meteoritos, y las profecías Mayas. En cambio en los 70's y 80's el terror nuclear era la base de la mayoría de los sucesos apocalípticos

Unas preguntas que se me ocurren: ¿de verdad ha pasado el peligro de una guerra nuclear?¿cuantos miles de cabezas nucleares siguen existiendo?¿cuantas veces pueden destruir la Humanidad al completo?
Bueno, vamos a dejarlo

En esa época el pensamiento sobre el peligro nuclear era verdaderamente obsesivo, al menos así lo percibía  mi susceptible mente infantil, y corrobora este hecho la forma en que están redactados muchos ensayos de escritores y la forma de entender el futuro de la Humanidad o incluso de otras posibles civilizaciones extra-terrestres, hasta el punto de establecerse presuntas "leyes" universales al respecto

Me viene a la cabeza el caso del libro del escritor Isaac Asimov: "Las Civilizaciones Extraterrestres" (1979). No voy a hacer una descripción detallada del ensayo, sólo mencionar que en él se hacía un estudio, pretendidamente "científico" (?) de la cantidad probable de civilizaciones que puede albergar nuestra galaxia, y estimaba que podían existir, nada más y nada menos que unas ¡530.000! civilizaciones "tecnológicas", es decir, con tecnologías similares a la nuestra o más avanzadas

Ante un número tan elevado de esas civilizaciones, como estimaba Asimov, la primera pregunta que surge, es : ¿porqué no hemos encontrado el mínimo rastro de ellas de ninguna de las maneras posibles: señales electromagnéticas, restos de sus "visitas", etc...?, ¿por qué está todo tan "silencioso" hasta para los más potentes sistemas de detección actuales?

Asimov da su propia respuesta a la pregunta anterior = no vemos rastro de ninguna civilización extra-terrestre porque éstas tienen una duración muy breve, se auto-destruyen en guerras; y la razón última de ésto es que las especies vivientes que llegan a desarrollarse hasta generar una civilización necesariamente lo han hecho a través de un proceso de selección natural, que lleva implícito la necesidad de "lucha" o "competición" por los recursos escasos con otras especies y su medio, y entre los propios grupos de la especie (lucha intra-específica) lo cual, necesariamente lleva aparejado un comportamiento agresivo que permita realizar, con éxito, esa competencia, y esto es algo que debe estar genéticamente determinado pues es un aspecto esencial para la supervivencia de las especies
Ni que decir tiene que la mayoría de los Biólogos son Hobbesianos: Konrad Lorentz, Jacques Monod, etc...

Siguiendo el argumento de Asimov, la evolución tecnológica, llevado a un determinado punto de "arranque", es muy rápida, y, evidentemente, mucho más que cualquier cambio genético posible a gran escala, y dado que los mecanismo esenciales (genéticos) de agresividad están intactos, una vez que esa especie ha acumulado la capacidad de desplegar una gran cantidad de energía para conformar su civilización, hará, con toda seguridad, un uso de esas mismas energías para desarrollar armas; desencadenándose, también necesariamente, una "carrera armamentística" entre los poderes rivales, y pasado determinado "umbral" energético, esas armas tendrán la capacidad de destruir completamente la Civilización, y, además serán, por tanto inevitablemente usadas en la lucha despiadada por el poder y los recursos (que son lo mismo), y las civilizaciones terminan, así, auto-destruyéndose, antes, incluso, de que pueda desarrollar exploraciones inter-estelares a gran escala

Asimov no se centra mucho en el tema del agotamiento de los recursos o la destrucción medio-ambiental producto del desarrollo tecnológico, quizás porque en esa época no estaba tan de moda, y prefiere un argumento mucho más "evidente" y dramático, como es el de la guerra total

Para mi en general todo el libro tiene una argumentación extraordinariamente débil y muy poco o nada "científico", lo veo más como un auténtico ensayo de "ciencia-ficción", y uno de los contra-argumentos más fáciles que tenemos a mano, que se le puede ocurrir a cualquiera es que, aunque las civilizaciones sean muy breves, deberían perdurar probablemente algunos siglos o décadas emitiendo señales electromagnéticas al espacio, como llevamos haciendo nosotros desde finales del siglo XIX, y 530.000 civilizaciones simultáneas en una sola galaxia (la nuestra) son muchas, y aunque sea en cortos intervalos, ¿no deberíamos haber escuchado "algo" ya de algunas de las más cercanas?

O a lo mejor es que la Vida, o mejor las formas superiores de la misma, son sucesos muy extraordinarios que requieren de unas condiciones verdaderamente excepcionales, como las que tenemos nosotros en la Tierra, donde estamos en una zona templada de la órbita de una estrella bastante estable, tenemos un satélite de un tamaño y  a una distancia especial que permite una estabilización magnífica del eje polar, de tal forma que hay una extraordinaria estabilidad del flujo energético proveniente del Sol en las diferentes regiones del planeta; nuestro planeta es sólido y genera un calor interno que contribuye a la estabilidad de los sistemas; además, en las órbitas externas del Sistema Solar hay 2 grandes planetas: Júpiter y Saturno, que actúan "barriendo" la gran masa de asteroides y "escombros" espaciales que, de otra forma, caerían con mucha más frecuencia a la Tierra, imposibilitando un desarrollo más continuado de los mecanismo de selección natural, aunque, en determinados momentos, tras muchos millones de años, la "destrucción creativa" de determinados grandes impactos de meteoritos han su`puesto un avance en la evolución, pero no es lo mismo que esto sucediese cada pocos años, etc.....
Es decir, la Tierra reúne un muy elevado número de características que lo hacen ser, aparentemente,  un fenómeno estadisticamente bastante "raro", y aunque, efectivamente, puede haber muchos otros planetas con vida, creo que las hipótesis de Asimov son optimistas en exceso, 

Por mi parte creo que el argumento de Asimov está, en gran parte, copiado (o re-formulado que queda mejor) de una de las mejores películas de ciencia-ficción que he visto nunca, y cuyo nombre es "Planeta Prohibido"

El Planeta Prohibido y los monstruos del "Ello"


Voy a contar el argumento de esta película, espero que todos los que estáis leyendo este post hayáis visto la película, y si no, saltaos este apartado, pues creo que si no se ha visto, se debería ver sin conocer el argumento, claro

Esta película es una adaptación bastante libre de la obra de Shakespeare "La Tempestad" (de nuevo, como describo en mi post anterior sobre la Propiedad Intelectual aparece la larga cadena de copia, de una copia , de una copia, etc....), en la que una nave de una futura "Federación de Planetas Unidos" (los USA ya no son estados, ahora son planetas) es enviada al planeta Altair IV para investigar la desaparición de una nave, de esa misma Federación, unos 20 años antes. En el citado planeta sólo viven el ya maduro Dr Morbius (Walter Pidgeon) con su extraordinariamente atractiva hija Altaira, que luce una exigua minifalda durante toda la película, y que no había visto ningún hombre joven en toda su vida

Según parece, la anterior nave, de nombre Belerophon, fue destruida por una fuerza desconocida cuando intentaba abandonar el planeta, que en el pasado fue habitado por una civilización extraordinariamente avanzada: Los Krell, con una inteligencia mucho más desarrollada que la humana, y que, en el subsuelo del planeta, habían construido una "máquina" impresionante, con una potencia estimada de unos 9.200 reactores termonucleares de fusión

La hija del Dr Morbius se siente cada vez más atraída por el capitán de la nave, interpretado por el actor Leslie Nilsen (película que hizo antes de convertirse en el "payaso" oficial de Hollywood), lo cual detecta claramente el citado Dr. Morbius, que se siente cada vez más molesto y perturbado por los nuevos visitantes

En el curso de los días empiezan a ocurrir sucesos extraños, se produce un robo en la nave por algo que parece un animal muy extraño que no llegó a ver nadie. Posteriormente se produce un nuevo ataque contra la nave por un ser que es invisible, y sólo parcialmente visible cuando atraviesa el campo de fuerza de protección de la nave, que no consigue detenerlo, ni tampoco las armas de los tripulantes, matando ese monstruo, a varios miembros de la tripulación y desapareciendo de modo instantáneo cuando parecía que iba a matarlos a todos

Ante la amenaza de morir todos, el médico de la tripulación de la nave usa la "máquina educadora" de los Krell (artefacto que servía para incrementar los conocimientos y el intelecto de esos seres) y poco antes de morir, debido a su uso (no era apto para intelectos sub-desarrollados como los humanos), desentraña el misterio = los Krell habían construido una máquina inmensa que hacía posible que se pudiesen materializar todos los deseos individuales, de tal forma que la inmensa máquina construida estaba presta a satisfacer los deseos de todos los Krell, pero esos individuos, pacíficos y totalmente ignorantes de las guerras, no habían tenido en cuenta la capacidad de los seres inteligentes de generar profundos deseos inconscientes destructivos..., y de su propia máquina para atenderlos

El monstruo que atacó a los tripulantes de la nave era uno de los monstruos del "Id", que es el nombre latín del "Ello" que es, en la terminología de Freud como se designa la porción instintual de la mente del Hombre (arqueocéfalo), allí donde se generan los deseos tanto de Vida (eróticos) como de Muerte (tanáticos), que luego son "filtrados" por el "Yo" consciente, según las "normas" y "reglas" asentadas en el "Super-Yo" que es conformado por la Cultura
En latín a estas subdivisiones de la mente humana las llamaba Freud: Id, Ego y Super Ego


El "Ello" inmerso en el subsconsciente, como aparece en el dibujo de más arriba, es donde se generan no ya los "deseos" elaborados, sino las "pulsiones", las tendencias primordiales de los deseos, antes de ser "modulados", "corregidos" o "reprimidos", y siempre censurados por el "Yo" antes de llegar a la consciencia.

Según Freud es en el sueño, donde bajan las energías de la "censura" del "Super-yo" cuando esas pulsiones se hacen "alegorías", en eso que llamamos "sueños", y es durante el sueño del Dr. Morbius, en nuestra película, cuando el monstruo del Id empieza a atacar a la tripulación de la nave, desencadenado por los ocultos odios del Dr. Morbius hacia la tripulación y en particular al capitán, que percibía como una auténtica amenaza a su hija y a su "statu-quo" en "su" planeta

Al usar, el Dr. Morbius, individuo especialmente inteligente, la "máquina educadora" de los Krell 20 años antes, la máquina de los Krell lo identificó como un Krell más, y de ahí que ésta sólo hiciese aquello para lo que estaba programada: hacer realidad sus deseos, pero es que, como pintó Goya muchas décadas antes de  nacer Freud : "El sueño de la Razón produce monstruos", sí,  los monstruos del Id


Los pobres Krell, los inmensamente inteligentes y pacíficos Krell, en su búsqueda de la "Felicidad" para todos, habían construido la "Máquina Definitiva" aquella que iba a satisfacerlos sin límite los deseos de todos, El Mundo Feliz por fin, como si fuese el verdadero sueño Ilustrado hecho realidad, pero no contaron con el "inconsciente" allí donde residen los fantasmas insomnes y los diablos eternos, que no son más que la cara perversa de nosotros mismos, porque lo verdaderamente terrorífico es lo "cercano" (siniestro) como en tantos y tantos cuentos populares y relatos de ficción

Mi padre, que es quien me enseñó lo poco que sé sobre el psicoanálisis, lo escribió una vez: "...el "sentido" ya lo hemos dicho reiteradamente, no es otra cosa que la INTENCIONALIDAD profunda y más o menos consciente del hombre, es decir, la expresión fáctica de su Deseo. Expresión de su deseo hecha jeroglífico en el sueño, a causa de la censura, y racionalización ideológica, es decir, IDEA, a causa de la represión de la Cultura, en la realidad de la vigilia. Por ello el "sentido", en el contexto de la comunicación, que no es más que inter-seduccción existencial sellada por la ideología, ingresa en la categoría fundamental de nuestra condición alienada: el SINTOMA" (las mayúsculas son suyas). Impecable resumen de las ideas de Freud, en su inimitable estilo preciso, conciso y denso

Desde luego podría decirse que esta película es también una crítica al carácter siempre ambivalente e inesperado de la tecnología y sus "consecuencias imprevistas", la Ciencia y sus "buenas intenciones", así como a los atajos del "bienestar" por encima de todo, es decir, una crítica a la sociedad moderna. ¿No somos acaso nosotros un poco parecidos a los Krell?

Quizás me he desviado un tanto de la trayectoria del post, pero creí necesario describir, las bases de uno de los fundamentos claves que sostiene lo que podríamos llamar la "inevitabilidad Hobbesiana" de la auto-destrucción de las civilizaciones, de forma más elaborada de como lo hizo Asimov


2001 Una Odisea del Espacio y el advenimiento de la Conciencia


No recuerdo exactamente la edad que tenía cuando vi esta película, debía tener alrededor de los 8 ó 9 años, lo cierto que me impactó profundamente, sobretodo el principio de la misma, aquel mundo extraño, para mí, de los primeros primates y el proceso de Humanización, estuve varios días verdaderamente "alucinado" con la película, y deseando que mi padre me hablara de lo que se sabía sobre esa época de los inicios de la Humanidad

En esta película, obviando la presencia de un "mensajero" interestelar (monolito negro en la película) que es el que transmite algo así como la "Conciencia" a esos homínidos primitivos, vemos que la tesis fundamental de Arthur C. Clark es que el proceso de advenimiento de la conciencia está indisolublemente ligado al de la herramienta, y no cualquier herramienta, sino a las armas, pues eso era la primera herramienta que descubrió el primer homínido: un arma, un hueso, en primer lugar usada para matar tapires y poder comer carne en abundancia, y a continuación e inmediatamente se usa para matar a otros individuos de la misma especie, al líder de una banda rival que ocupaba una charca

La presencia del arma, en esta teoría, precede al desarrollo de cualquier comunicación simbólica, y es más, el despliegue de la agresividad asesina no es el producto de una extrema agresividad natural de los homínidos, sino producto del arma, de la tecnología, esos proto-hombres matan "porque pueden", como dijo Kennedy ante la pregunta de porqué íbamos a ir a la Luna: "Porque podemos"
La Voluntad de Poder agresiva no como resultado de las fuerzas interiores "primitivas", sino como resultado de la conciencia y su hija: la tecnología

Según esto, la Humanidad no empieza la andadura de su desarrollo intelectual como entes pacíficos recolectores de frutas, hierbas, etc...sino directamente matando, es así, de hecho, una variación del "Mito Hobbesiano" no basado en la inmensa e incontenible agresividad instintual humana "de origen" (genética) sino en que la propia inteligencia es la causa última del despliegue agresivo inevitable, producto de su tecnología

En contraste Freud, en su libro "Totem y Tabú" (1913) establece una analogía entre el desarrollo afectivo y mental de las personas individuales y las de nuestra especie en su conjunto, pues supone que la "universal" experiencia del "Complejo de Edipo" y el desarrollo psicodinámico del individuo es el reflejo de una génesis "histórica" por la que ha pasado toda la especie humana, que, de alguna manera, ha quedado "impresa" en su código genético (filogenia)
Así expone la tesis de que la innata e inmensa agresividad del Hombre precede al advenimiento de la Conciencia, y que, de hecho la Conciencia, y su hija la Cultura, nacerían como una necesidad adaptativa de supervivencia de la especie, al actuar ésta como un medio para "reprimir" las pulsiones asesinas de los proto-hombres, y no, primordialmente como una adaptación al medio "natural", sino una adaptación al medio "humano" interior tan agresivo
Al tiempo que la Conciencia, nacería la Cultura, cuyo primer acto fundacional es el universal "Tabú de Incesto" presente en todas las sociedades humanas, aquel que entierra la mítica rivalidad del grupo, de la "horda primitiva", donde el "asesinato del padre" fue un suceso real y repetido, origen de la construcción mental por la que pasamos todos en el "Complejo de Edipo", ese que, una vez superado, abre el paso desde el "Principio del Placer" al "Principio de Realidad" por la represión de la Cultura

Creo que Freud ha sido uno de los pensadores más importantes de la Humanidad, que sus aportaciones son impresionantes, pero en la tesis descrita con anterioridad, cuando da el paso de lo "psicológico" a lo "antropológico" creo que "se pasó". No me imagino un tal mecanismo "Lamarckiano" que permita imprimir en el código genético todo un meta-relato como es el complejo de Edipo desde una serie de sucesos "históricos" dramáticos, ni creo que la Conciencia y la Cultura sea así sólo ese mecanismo descrito de "contención" de la agresividad intra-grupal, sino que es, en primer lugar, se trata de un mecanismo adaptativo al medio circundante, y la Conciencia, coetánea con el Lenguaje Simbólico, el principal mecanismo adaptativo humano, transmitido por medio de la Cultura, también fundadora de los límites morales de los individuos


El origen del Mito del Caos y la Barbarie

Ahora, volviendo a las distopías fílmicas de los años 70's y 80's (Mad Max y las otras) observamos que, tras el apocalipsis, se produce una disolución de la "civilización" y una vuelta a una barbarie casi absoluta, donde sólo quedan algunos grupos minúsculos que aún conservan una forma de comportamiento moral y ético que recuerda al de la civilización destruida (la nuestra), mientras la inmensa mayoría de los supervivientes están inmersos en un caos de barbarie y destrucción donde sólo impera la ley del más fuerte, sin ningún freno ético al ejercicio indiscriminado del asesinato

El ser humano, liberado, tras la destrucción, del freno impuesto por la represión de la Civilización (Cultura) y en un entorno de escasez, vuelve, necesariamente, al pillaje, al caos y la violencia más absoluta. Porque, claro, esa y no otra es la "verdadera" Naturaleza Humana

El mito de Thomas Hobbes de "la guerra de todos contra todos"  (Bellum omnium contra omnes) de su famoso libro Leviatán (1651), al que ya he hecho mención anteriormente, describe que el hombre es inherentemente agresivo y proclive a la violencia indiscriminada, los sucesos recientes, cuando Hobbes escribió ese libro, de la Guerra de los 30 años, no hacían más que confirmar sus ideas

Pero esta idea de Hobbes estaba firmemente asentada en los presupuestos teológicos de la Reforma, pues el famoso intercambio epistolar (diatriba) de Lutero con Erasmo, versaba precisamente sobre esto.
A la carta de Erasmo "De Libero Arbitrio", donde manifestaba que el Hombre era libre para hacer el Mal y también el Bien y que omnisciencia divina no equivalía a pre-destinación, contestó Lutero con "De Servo Arbitrio", porque en el fondo de la teología de la salvación "por la sola fé" Luterana, está la imposibilidad de redención del hombre por sus obras, que no significan nada, dada la naturaleza "intrínsecamente corrupta" (según Lutero) del hombre, del que no puede surgir nada bueno, pues el hombre NO puede ser libre para escoger entre el Bien y el Mal, dado su infecta inmersión en el Pecado desde la Caída

La Predestinación y la inevitable maldad intrínseca del Hombre son categorías indisolubles en la teología protestante, y conforman la "forma" en la que se estructuran los relatos "heroicos" en su expresión, por ejemplo, fílmica norteamericana, de lo que ya me he ocupado en anteriores posts, y, creo, esto explica la peculiar forma "paranoide" que adquieren muchos de los mitos post-apocalípticos, que se asientan en su peculiar noción de Hombre
Los mitos culturales no explican cómo "es" el Hombre (los Otros), pero sí como se lo percibe desde el seno de la Cultura

Por otro lado la ideas de Hobbes también sirvieron para justificar el despotismo, ya que, dada la naturaleza quasi-demoníaca del Hombre, éste debe estar sujeto con fuerza por la Autoridad, justificando la entrega de cada vez más poder al Estado como único garante de la Paz por medio del monopolio de la fuerza


Los Mitos modernos del Colapso


Desde siempre ha intrigado a los historiadores, filósofos y en general a cualquiera con mínima inquietud cultural, las caídas o colapsos de las Civilizaciones, desde Platón y su Atlántida hasta los recientes estudios de Jared Diamond o Joseph A Tainter decenas de historiadores han establecido sus propia explicación sobre la caída de Imperios y Civilizaciones, en ocasiones sobre casos particulares (como Gibbon con el Imperio Romano) y en otros como intentos de una explicación aplicable para la mayoría de los casos, como es el caso de J.A. Tainter

La elaborada teoría de Tainter se podría englobar en una nueva serie de teorías sobre el colapso civilizatorio basados, directa o indirectamente, en la disponibilidad de los recursos, y en particular de la energía. Esta nueva corriente, deriva de las alarmas emitidas por un elevado número de científicos, desde los años 60's, sobre el curso insostenible de nuestra sociedad industrial actual, desde King Hubbert y su "Peak-Oil" pasando por los trabajos del Club de Roma, en particular el famosísimo informe de 1972 "Los límites del Crecimiento" donde alertaban de la imposibilidad material de un crecimiento continuo (exponencial) en un mundo de recursos finitos y hacía una simulación matemática de la probable evolución, en un futuro, de la población, los recursos y el medio-ambiente

Este movimiento hizo que se iniciase toda una "floresta" de predicciones, a cada cual más apocalíptica, de raíz Neo-Malthusiana, algunas de ellas absolutamente demenciales en su afán catastrofista, como fue el caso del célebre libro "The Population Bomb" (1968), escrita por el "científico" entomólogo americano Paul R. Ehrlich, que vendió 3 millones de libros en los primeros años de su publicación y que contenía "lindezas" como las siguientes:

"La batalla por alimentar a la Humanidad ha terminado. En los años de la década de 1970 cientos de millones de personas morirán de hambre a pesar de cualquier programa de ayuda alimentaria en que nos embarquemos desde ahora. En esta tardía fecha, nada puede prevenir un substancial incremento de la tasa de mortalidad en todo el Mundo"

Casi nada. Aunque respecto a los USA me gustan las siguientes "predicciones":

"...Antes del año 2000 unos 65 millones de americanos van a perecer de inanición.." "...Los Estados Unidos no podrán sostener una población superior a 150 millones de habitantes..." (bueno ahora "sólo" tiene algo más de 300 millones y es capaz de alimentar a otros tantos con sus exportaciones alimentarias
Parece el guionista de "Soylent Green"

Había que limitar la población "como sea" según ese autor, que proponía, entre otras cosas, que las autoridades dosificaran anti-conceptivos en las redes de agua potable o en la comida, para que fuesen consumidos de forma obligatoria, pues era de la máxima urgencia conseguir un crecimiento negativo de la población. En fin, abogaba por el establecimiento de un Ministerio de Población con el encargo de "...tomar cualquier medida que sea necesaria para conseguir un tamaño poblacional adecuado en los Estados Unidos...". Asusta sólo pensar la clase de "medidas necesarias" que pueden llegar a hacer falta
El tal Erhlich no sólo tiene nombre de Obersturmbannführer SS, sino que tiene ideas un tanto parecidas (estoy exagerando, lo sé)

Una de las anécdotas más famosas de Ehrlich fue su apuesta, con varias personas, de que Inglaterra desaparecería antes del año 2000
Aún más famosa es la apuesta con el economista Julian L Simon respecto a la prevista evolución del precio de cinco metales raros (cromo, niquel, estaño, cobre y tungsteno) en 10 años, si en ese período el valor combinado de esos metales subía de 1.000 dólares, Simon pagaría, y si no, lo haría Erhlich; pues éste pensaba que el crecimiento poblacional haría subir muy rápidamente el precio de esos metales

Este es el cheque que Erhlich envió a Simon:


En realidad el precio combinado de los metales había bajado a casi la mitad del día en que hicieron la apuesta en vez de subir

Esto no quiere decir que todo lo que decían las personas como Erhlich es falso o que no hay que preocuparse por lo que está ocurriendo con los recursos y el medio-ambiente, pero la lección de Erhlich debe servir para extender la modestia a la hora de establecer predicciones o "profecías", lección que, yo mismo, debo aprender, dada la naturaleza compleja, como ya he dicho, de todos los fenómenos de los que estamos hablando

Hay un tipo especial de abuso de predicción que yo llamo el "Lotka-Volterraísmo", método de "predicción", actualmente en auge, que consiste en usar las famosas ecuaciones de Lotka-Volterra que describen el desarrollo de las poblaciones de presas y depredadores (p.e. conejos y zorros) en un determinado entorno, ecuaciones que se modifican , sustituyendo a las "presas" con recursos, energía, dinero etc... y los "predaqdores" somos nosotros, de esta manera se usan para hacer las correspondientes predicciones sobre los que le va a suceder a la Especie Humana

En contrapunto al "Lotka-Volterraísmo" veamos lo que está ocurriendo en la actualidad con las tasas de natalidad de las poblaciones humanas mundiales


La tasa mundial de fertilidad, expresada en niños por mujer, no ha dejado de disminuir en los últimos 40 años (línea naranja en gráfico anterior), de hecho en 2010 esa tasa de fertilidad era de 2,56, lo cual se considera inferior a la necesaria para el sostenimiento de la población a escala global, aunque en sociedades como las occidentales, con una muy larga longevidad, el valor mínimo sería de 2,1, es necesario un valor mayor en sociedades no tan ricas, y es por ello que el crecimiento futuro de la población mundial  se deberá al incremento de la esperanza de vida, y no a la natalidad

Los seres humanos se mueven en un universo simbólico y cultural, y lo  que ha ocurrido en las últimas décadas es que las personas no se comportan como los conejos de Lotka-Volterra, los insectos que estudiaba el entomólogo Erhlich o las bacterias de la "Placa de Petri" que tanto gusta decir a muchos, y es que precisamente la reducción, en su mayor parte voluntaria, de la natalidad, que se observa en las últimas décadas, es consecuencia de la mejora de las condiciones de vida, es decir, de la mayor disponibilidad de recursos y no al contrario; y así el decrecimiento población, al contrario que en los conejos, los saltamontes o las bacterias de la placa de Petri, se da en las sociedades ricas, a rebosar de recursos, en mayor medida que en las pobres, aunque es una tendencia GLOBAL y continua, que se está produciendo sin tener que usar los métodos "expeditivos" propuestos por Erhlich
Ahora bien, si es lo suficientemente acelerada como para evitar un colapso, yo no lo sé, espero que sí


Joseph Tainter y los rendimientos decrecientes de la Complejidad



El antropólogo e historiador Joseph A. Tainter  escribió en 1988 el famoso libro "El Colapso de las Sociedades Complejas" donde este autor hacía un análisis detallado de las civilizaciones de Harappa, Ur, Minoica, Olmecas, Mayas, Chaco, Imperio Romano Occidental, Imperio Bizantino, etc...Con la idea de buscar un "patrón" una causa-resumen que pueda servir de explicación válida sino para todos los casos, sí al menos para la gran mayoría de los colapsos (entendido como fin acelerado) de las anteriores civilizaciones o imperios

Tras un estudio detallado de los casos de colapso civilizatorio, llega a la conclusión de que son los "rendimientos decrecientes" del incremento de la "Complejidad" de las estructuras socio-político-económicas de las Civilizaciones las que llevan, al final, al colapso de las mismas, entendiendo que una sociedad "Colapsa" cuando: "...experimenta una rápida y significativa reducción de su nivel previo de complejidad socio-política", y el ejemplo en que más se detiene, como antes hicieron muchos autores, es el del Imperio Romano, que usaré, yo también, como ejemplo principal para explicar esas ideas a los lectores

Para Tainter, la Complejidad es una tendencia natural de las sociedades humanas en su afán de resolver problemas ("problems-solving strategies"), de tal forma que si pensamos, por ejemplo, en una tribu o sociedad donde todos son campesinos, habría que pensar que para los individuos de esa sociedad sería beneficioso que uno de ellos se dedicase a la medicina, creo que en general estarían satisfechos si alguien adquiriese la formación y las habilidades para dedicarse a curar a los individuos enfermos, y para eso, es evidente que una especialización es mucho mejor que dedicarse sólo un rato en los tiempos libres, es seguro que los individuos estarían dispuestos a dedicar parte de los frutos de su trabajo para que ese médico pudiese dedicarse a tratar sus dolencias cuando estuviesen enfermos. Igualmente podemos pensar en otras profesiones, como por ejemplo herrero, alfarero, etc...En general el beneficio global de la sociedad se incrementa con la especialización, pues el trabajo de esos individuos es mucho más eficiente si se dedican a formarse y a desarrollar una determinada labor (profesión) en exclusiva, comparado con el caso en el que  sólo lo hacen temporalmente y distanciado en el tiempo

Tainter entiende el crecimiento de la Complejidad social en ese sentido, en el aumento del número de profesiones, roles y especialidades que una sociedad experimenta, asociado, inevitablemente, a un crecimiento de la jerarquización, pues el crecimiento de la complejidad lleva aparejado el crecimiento de las labores de coordinación, control y planificación sobre cada una de las partes y sobre el conjunto, debido al gran incremento en los flujos de información que se requiere manejar
Tainter pone el ejemplo de que en las sociedades de cazadores-recolectores el número de roles sociales era de unas pocas docenas, mientras que en las modernas sociedades industriales el número de "personalidades sociales" (roles/especialidades) se estima en superior a 1.000.000

Pero como puede suponerse, el incremento de complejidad de una sociedad no es gratuito, para que se produjese la división del trabajo, en el Neolítico, fue necesario la existencia de excedentes alimentarios, y en general de recursos, para que algunos no tuviesen que trabajar como campesinos, pastores o recolectores. El incremento de la complejidad requiere de un creciente flujo de recursos hacia los sucesivos roles que la van integrando, así, para el crecimiento de complejas organizaciones burocrático-políticas de gestión, es preciso que exista un sostén en el aparato productivo que permita mantenerlos

Para Tainter el crecimiento de la complejidad es una tendencia buscada por la propia sociedad, como se ha dicho antes, como método de "resolver problemas", pues la manera que tienen las diferentes sociedades de resolverlos, la que se ha usado en casi todos los casos, es el incremento de la complejidad, es decir, el destinar mayor cantidad de "especialista" a abordar los problemas que se les va presentando a la sociedad, pues los problemas se presentan continuamente, y es que el propio desarrollo de la sociedad hace que se tengan como "problemático" algo que antes no se lo consideraba

La inversión, que hace la sociedad, en complejidad, es, a la postres, según Tainter, un proceso económico, y como todos estos procesos, están sujetos a la "Ley de los Rendimientos Decrecientes" de David Ricardo (padre de la economía neo-clásica), es decir, que pasado un determinado nivel, el incremento de  una unidad de "inversión" o "gasto" en ese ámbito, obtiene un beneficio que es menor que los que se tenían hasta la fecha en las inversiones realizadas anteriormente, es decir, ha disminuido el rendimiento de la inversión en ese proceso

Tainter expresó esto usando una gráfica del incremento del nivel de complejidad y los "beneficios" obtenidos por la misma


En la gráfica se describe cómo al principio la "inversión" en complejidad origina un crecimiento elevado de los beneficios en la misma (antes del punto C1), pero a partir de un determinado nivel (punto C2-B2), el incremento de la complejidad (punto C3-B1) obtiene unos beneficios que son equivalentes a los que se tendrían con un nivel de complejidad mucho menor (punto C1-B1), y sin embargo al ser la complejidad mucho mayor, la inversión en recursos que se hace es también mucho mayor, y en vez de resolver un problema, hemos creado otro más grave

Para explicar la Ley de los Rendimientos Decrecientes usaré un ejemplo del ámbito sanitario: para incrementar la esperanza de vida de la población desde los 35-40 años que se tenía  principios del siglo XX hasta digamos 70 años, fueron necesarias una serie de pocas medidas sanitarias más bien simples y económicas: higiene y cuiados en el parto, higiene personal en general, potabilización adecuada del agua, antibióticos básicos (penicilina y sulfamidas), control sanitario básico de los alimentos, atención sanitaria básica generalizada y poco más
Ahora pensemos en lo que se requiere para hacer crecer la esperanza de vida desde los 70 a los 85 años, es decir, 15 años en vez de los 30-35 años del párrafo anterior, y el proceso es varias veces más costoso: carísimos tratamientos de enfermedades degenerativas, lucha contra el cáncer, métodos de diagnóstico muy avanzados, procedimientos quirúrgicos nuevos, investigaciones a largo plazo en regeneración de tejidos, costosos tratamientos crónicos,  hiper-especialización de los cuadros médicos, cobertura total y gratuita. etc...
La medicina que tiene que lidiar con edades avanzadas se enfrenta al reto de fallos degenerativos multi-orgánicos, que hace que todo sea mucho más complejo y costoso comparado con el reto de salvar individuos jóvenes

Esto es extensible, en general a los diferentes campos de la economía, y aunque el mérito de la tecnología ha sido precisamente ese, el conseguir salvar los sucesivos obstáculos que presenta la Ley de los Rendimientos Decrecientes, lo ha hecho a base del uso cada vez más intensivo de la energía, con la inversión de cada vez mayores cuotas de recursos energéticos en el proceso

Según Tainter, en el pasado, sociedades como la del Imperio Romano, donde el cambio tecnológico era muy lento o con impacto prácticamente inexistente en la esfera socio-económica, no podían librarse de los efectos perversos de esa Ley, al no poder desarrollar, con la requerida velocidad, los cambios tecnológicos que hubiesen necesitado

En el inicio de su expansión todo eran beneficios para los ciudadanos del Imperio Romano, con cada nueva conquistas una inmensa riada de recursos afluían hacia dentro del Imperio en forma de esclavos, tierras de labor, oro, etc...El interior del Imperio vivía en una atmósfera de prosperidad creciente y las subsiguientes inversiones en "Complejidad", es decir, en más soldados, más funcionarios para administrar los nuevos territorios, más estructuras burocráticas, más barcos de guerra, etc...eran positivos, pues eran los cimientos para las futuras expansiones que iban a aportar más y más riquezas para todos y sobraban los recursos para financiar esas nuevas estructuras
En este ambiente una de las preocupaciones de los soberanos era la de procurar entretenimiento a los ociosos, y en ocasiones levantiscos, habitantes de la ciudad de Roma, y toda una inmensa super-estructura compleja se organizó para este fin, una de las cuales puede verse hoy día: El Coliseo, pero había muchas más, y empleaba a un número considerable de personas y recursos. Pan y Circo devorador de una inmensa cantidad de recursos del resto del Imperio

Pero los "rendimientos decrecientes" también llegaron a las conquistas, a medida que las legiones romanas conquistaban más y más territorios hacia el Norte, éste se hacia menos atractivo, la tierra era cada vez menos productiva (para los métodos agrícolas de la época), casi todo el territorio eran bosques impenetrables, y no había ciudades ni vías de comunicación, los inviernos durísimos hacían que la economía fuese aún más de mera superviviencia, y el estar lejos del "Mare Nostrum" alargaba los períodos en los que se podían enviar contingentes militares con velocidad, las dispersas poblaciones eran extremadamente pobres, dispersas y belicosas. En medio de todo esto, tras el desastre del Bosque de Teutoburgo en el 9 d.C., con la pérdida de 3 legiones al completo, los romanos abandonaron la idea de ocupar permanentemente los territorios entre el Rhin y el Elba, poniendo fin a la expansión romana en Germania, y dedicándose, a partir de entonces, a una actitud más bien de contención en esa frontera
Casos similares ocurrieron en el resto de las fronteras del Imperio, en Escocia, el Danubio, en las provincias Africanas y en el Este, llegándose a la máxima extensión de las fronteras en los tiempos del emperador hispano Adriano , alrededor del 125 d.C., cuyo objetivo, como emperador, fue ya la estabilización de las fronteras, ejemplificado en la construcción del Muro de Adriano en el Norte de Inglaterra, y en otras zonas de las fronteras, síntoma de que no se pretendía ya ir más allá de modo permanente

Pero el complejo sistema socio-político creado por las conquistas seguía ahí, en parte por inercia y en parte porque cada vez iba a ser más necesario debido a las amenazas crecientes que se iban a cernir sobre las extensas fronteras del Imperio, por parte de las tribus bárbaras, que buscaban las riquezas del Imperio, mejores tierras en las que vivir, más recursos por su creciente crecimiento demográfico o simplemente huían de la presión de otros pueblos (por ejemplo los desplazamientos provocados por la emigración de los Godos desde el sur de Suecia hacia las fronteras del imperio romano)

Un ejemplo claro fueron las guerras llamadas Marcomanas, en las que el emperador Marco Aurelio y su hijo y sucesor Cómodo, tuvieron que enfrentarse a una serie de pueblos, entre los que destacan los Cuados,  Marcomanos y Sármatas en el Limes germánico y danubiano entre 165 - 189 d.C., que en multitud de ocasiones rebasaron las fronteras imperiales, ocasionando severas derrotas a los romanos y llegando a amenazar ciudades importantes en la misma Italia como Aquilea
Todo esto fue una muestra de la avalancha que iba a sufrir el imperio en el siglo III y por último en el siglo V

La "solución" aportada por el imperio para solucionar estos problemas fue la de profundizar en la "Complejidad", es decir, mayores contingentes de soldados "profesionales", crecimiento de los sistemas burocráticos orientados al control del territorio y a la recaudación de impuestos, impuestos cada vez mayores para poder sostener todo el "aparato" necesario, de tal forma que los historiadores estiman que en el siglo IV los gastos de defensa (soldados, construcciones, aparato administrativo, etc...) eran del orden del 80%-90% del presupuesto estatal imperial

La otra gran "herramienta" de los emperadores para obtener recursos con los que financiar el sostenimiento del orden imperial, fue la reducción de la ley (contenido en plata) de las monedas, lo cual equivale a nuestra moderna "máquina de imprimir billetes". Tainter incluye este gráfico de la disminución del contenido en plata del denario:


A cada nueva crisis en las fronteras o de enfrentamientos internos entre aspirantes al trono, la opción más "fácil" en manos de los emperadores era ir empobreciendo la moneda, y como se ve a partir de inicios del siglo III la tendencia cae en picado

Este fenómeno de emisión de moneda originó, pues, el efecto que podía preverse, una muy fuerte inflación, que como suele suceder, beneficiaba más a quien más tenía que solía atesorar la monedas de oro, que no bajaban de valor, mientras que los más pobres, que sólo manejaban las monedas envilecidas, veían empobrecer sus minúsculos ahorros y salarios en cada nueva devaluación, disparando un auténtico caos económico al que añadir al caos en las fronteras y al caos de los usurpadores

Diocleciano, hombre de acción, acostumbrado a mandar y a que se le obedeciese en todo, pero con nulo conocimiento de la dinámica económica, promulgó el llamado "Edicto de Precios" (301), que dictaba los precios máximos para nada menos que 1300 productos (los básicos que sustentaban la economía), así como el coste de la mano de obra para producirlos (salarios), además de otras consideraciones como:
a) Doblar el valor nominal de las monedas de cobre y de bronce existentes
b) Condena a muerte a los especuladores que osen alterar el valor de las monedas, y que consideraba los verdaderos causantes de la inflación y no la política de emisión de moneda de él mismo
c) Prohibición a los mercaderes a llevarse sus productos a mercados donde el precio fuera mayor (extranjero)
d) Pena de muerte para quien acaparase bienes y los retirase del mercado para evitar los efectos del Edicto
e) El precio del transporte no podría usarse como excusa para incrementar el precio de los productos

El edicto está lleno de amenazas y urgía a delatar y colaborar con el imperio contra quien lo contraviniese, pero el efecto fue absolutamente negativo, se produjo una contracción inmediata de la producción y del comercio, nadie quería comerciar en esas condiciones, y los que lo hacían usaban con frecuencia el trueque o lo hacían a precios "de mercado" desobedeciendo el Edicto, con la subsiguiente espiral de delaciones, tumultos, algaradas, etc... Entre otras cosas porque el emperador, orgulloso de haber "solucionado" el problema de la inflación y la generación de riqueza por medio del "dinero" siguió con su frenético aumento de la masa monetaria, agravando aún más los problemas. Se estima que la inflación alcanzó el 100% a finales del año 301, por el efecto combinado de la ausencia de bienes y del aumento de la masa monetaria, un auténtico record para el inflacionista Imperio Romano

Según parece, evidentemente por otras causas, el presidente de Irán Mahmud Ahmadineyad está siguiendo una política un tanto "Diocleciana", en la actualidad, culpando a especuladores y cambistas del problema de hiper-inflación que está empezando a sufrir ese país, aunque ya se sabe que el problema de fondo es del  embargo que está sufriendo ese país

El Edicto no llegó a aplicarse ni durante un año, dados los desastrosos efectos de su promulgación, y ya no volvió a intentarse nada parecido, por lo que los sucesivos incrementos de recursos para sostener la "Complejidad" tuvieron que provenir del crecimiento de la presión impositiva y de los medios coercitivos para obtenerla
A todo esto el estado se "vacunó" contra su propio abuso de las monedas, de tal forma que no aceptaba las monedas de bajo valor (sin plata) sino sólo las de alto contenido en plata u oro, o bien en bienes, lo cual empujó a muchos a la servidumbre por la imposibilidad de pagar los impuestos

Diocleciano aumentó muchísimo el número de funcionarios al objeto de actualizar, con mucho mayor frecuencia, los censos, tanto de personas como de bienes, al hacerlos quinquenales para todo el imperio (antes no tenían una periodicidad fija) y dedicando muchos más recursos a la misma para que fuesen exhaustivos. Se han hecho estimaciones comparativas entre la burocracia romana de esa época y la de la dinastía Song de China, de tal forma que A.H.M. Jones estimaba que en esa época había un funcionario por cada 5.000 habitantes en el imperio romano, mientras en China la proporción era de 1 por cada 15.000.
Además el ejército durante la República y los primeros siglos del Imperio era de alrededor de los 300.000 hombres, mientras que desde Diocleciano y durante los siglos posteriores, se estima que constaba de unos 600.000 hombres, siendo además un sector especialmente privilegiado de la sociedad. pues de ello dependía la continuidad del emperador
El cronista Lactancio afirmaba que "había más personas gastando el dinero de los impuestos que pagándolos". Es una exageración pero resalta una opinión que no debía ser minoritaria en le época

Tainter señala, pues, que ante las crecientes amenazas exteriores la respuesta tomada por el imperio romano, para protegerse y sobrevivir, fue el recurso a una mayor complejidad, pero al ser una economía limitada en recursos, ese gran acaparamiento de recursos por parte de la super-estructura burocrática y de seguridad originó un empobrecimiento general de la población, y una crisis económica crónica, llevando, progresivamente, a un mayor número de personas a apartarse del "sistema", de tal forma que un gran número de personas se hicieron siervos o clientes de señores poderosos, comenzando un tipo de relaciones que serían proto-feudales, y es que estos señores  tenían suficiente fuerza e influencia para enfrentarse con éxito a las demandas impositivas del Estado, estableciéndose una seria "crisis de legitimidad" del propio estado, que perdió así la capacidad de enfrentarse a las invasiones del siglo V que precipitaron su caída y el establecimiento de un tipo completamente distinto de organización social mucho más simple, donde los roles, principalmente quedaron definidos en 3 categorías: Los que oran (oratores), los que guerrean (bellatores) y los que trabajan (laboratores), desapareciendo el resto de divisiones burocráticas y administrativas del imperio, junto con casi todas las ciudades y los grandes ejércitos, es decir, una inmensa simplificación de las estructuras que permitió un ahorro considerable de recursos

Tainter expone que la sociedad occidental capitalista ha podido ir superando el problema de los "rendimientos decrecientes" de la complejidad a base de un "subsidio" constante de recursos proveniente del exterior
En los inicios del capitalismo fueron los descubrimientos geográficos y la conquista de nuevos territorios, que aportaron una gran cantidad de nuevos recursos (metales preciosos, especias, nuevos productos agrícolas,  grandes poblaciones en régimen de semi-esclavitud y/o servidumbre, etc...) que tuvieron un efecto similar a los de los comienzos del imperio romano

Tainter habla de estos "subsidios" como de "suerte", pues según él, comportamiento de las sociedades europeas, a partir del Renacimiento, con sus continuas guerras y bancarrotas de los estados, haciendo recaer el peso de todas estas luchas sobre los mismos campesinos, era uno de los casos claros de civilización llamada al colapso, pero esa misma competición bélica les impulsó a la mejora científica y técnica, al manejo cada vez más hábil de la materia y la energía, pero que no habrían prosperado sino hubiese sido por la "suerte" (?) de los subsidios exteriores (nuevos imperios oceánicos)

Con posterioridad, a partir del siglo XVII, la ciencia y la tecnología han tenido cada vez más peso en ese crecimiento de los rendimientos que han posibilitado un crecimiento continuo y cada vez más acelerado de la Complejidad, de tal forma que el uso de combustibles fósiles, a partir de la 2ª mitad del siglo XVIII, que dio origen a la Revolución Industrial, ha incrementado ese "subsidio" energético exponencialmente, y ha permitido la extrema complejidad de nuestra sociedad actual, donde, por ejemplo, en USA trabajan en el sector agrícola del orden de sólo el 3% de la población activa, suficiente para alimentar al país y exportar, además, una cantidad impresionante de productos agrícolas, mientas que a principios del siglo XX la población agrícola era más del 50%, todo ello gracias a la gran automatización de ese sector y al incremento del rendimiento de los cultivos por el uso de abonos, todo ello posible sólo gracias a la disponibilidad de   petróleo económico que permitió la motorización y la síntesis de abonos a gran escala
La mayor parte del empleo se concentra ahora en el sector servicios, en actividades que hace 150 años no existían o en muy poca cuantía

Pero en la actualidad estamos inmersos en una era de "Rendimientos decrecientes" también en el aspecto energético, en particular en el caso del petróleo la problemática es claramente visible
Los yacimientos donde el petróleo era de muy buena calidad y se extraía muy fácilmente (los "low hanging fruits" como dicen los anglosajones) ya se han agotado, y para sostener la producción es preciso ir a yacimientos donde cada vez es más costosa la extracción del petróleo, costosa en el sentido energético del término, para evitar la distorsión del valor del dinero en el análisis. Lo que se conoce como TRE (Tasa de Retorno de la Energía) decreciente, los ejemplos de las plataformas a alta profundidad (como la tristemente famosa Deep Water Horizon) o la extracción de las arenas bituminosas, etc... son pruebas de esta tendencia
A ello se une un crecimiento brutal de la demanda, sobretodo debido a la incorporación de los países más poblados del planeta a la globalización: China e India, habiéndose convertido China en la actualidad en el primer consumidor de energía del mundo
Por último la producción de petróleo en el mundo, reconocido ya por la propia IEA, no ha crecido significativamente desde el año 2005, es decir, todo apunta a que hemos alcanzado el "Peak-Oil" pronosticado por Hubbert, mientras que la demanda sigue subiendo, razón por la cual los precios del petróleo rondan en la actualidad, y a pesar de la crisis económica en que nos encontramos, los 110 $/barril, cuando en el año 2002 costaba del orden de 20$/barril, es decir, en 10 años se ha multiplicado por más de 5 veces

Tainter tiene una visión pesimista de las posibles "salidas" ante las amenazas de colapso que encontramos en nuestra civilización, pues la solución que sugiere la propia dinámica de la sociedad, como ha ocurrido siempre (o casi siempre) es invertir en más complejidad, más investigadores, más estudios sobre cambio climático, más científicos e ingenieros estudiando las temáticas energéticas y medio-ambientales, e implementando un conjunto de regulaciones y controles burocráticos que se harán sólo a través de un fuerte subsidio energético a esa mayor complejidad, y teniendo en cuenta la menor disponibilidad energética y los "rendimientos decreciente" que también se aprecian claramente en el  mundo científico-técnico, hace que este autor considere que hay pocas salidas "indoloras" a la evolución actual de nuestra sociedad, y los incrementos de complejidad sólo acelerarán el colapso

Básicamente apuesta por una "simplificación", más o menos catastrófica de nuestra sociedad en el futuro


Otra perspectiva de la Complejidad


Ha llegado el momento de hacer una crítica a la teoría de Tainter anteriormente descrita, que retiene ideas y conceptos interesantes pero que, en gran parte, no comparto, y para comenzar voy a hablar un poco de la Complejidad, para en el siguiente apartado abordar una crítica más detallada a las ideas de Tainter

El incremento de la Complejidad no es un fenómeno sólo de las sociedades humanas; pues al tratar de reconstruir el devenir del Universo parece que, en su origen, el universo era más "simple" de lo que es ahora, iniciándose, según se cree, como una "sopa" de partículas a una temperatura inimaginable, que se expandió en forma de partículas bastante simples, predominando el Hidrógeno como elemento químico, luego por agregación (asimétricas) se produjo la formación de estrellas y supernovas, y es en el seno de éstas donde se dieron las potentísimas reacciones nucleares de fusión que son necesarias para la aparición de elementos químicos de mayor peso atómico que el H: O, N, C, S, P, Fe, etc... entre ellos los necesarios para la vida en la Tierra

Además del incremento de la complejidad por los nuevos elementos químicos a partir de las estrellas de 2ª generación, se va produciendo una mayor complejidad en la distribución de la materia, que se agrupa en forma de galaxias, donde se crean zonas de acumulación de polvo, en las que nacen las estrellas, y también otros cuerpos celestes, como los planetas, cometas, asteriodes, etc....que se asocian en sistemas planetarios

Y parece existir también una tendencia a la complejidad molecular, y en particular en lo relativo a los componentes básicos que formarán la vida, sirva como demostración los experimentos de Stanley Miller, basados en las ideas de Oparín, en que se simularon las probables atmósferas "primordiales" de la Tierra de hace unos 4.500 millones de años, donde predominaba el metano, amoníaco, oxígeno, nitrógeno y agua (líquida y vapor) y a las que se le hicieron pasar corrientes eléctricas (simulando rayos de tormentas), a los pocos días se encontraron en el líquido formado gran cantidad de aminoácidos y otros compuestos complejos esenciales para la Vida. Este experimento se ha repetido en multitud de ocasiones por infinidad de laboratorios por todo el mundo con resultados similares

Por otro lado si ahora miramos al desarrollo de la Vida, nos encontramos con que el incremento de la Complejidad ha sido una constante en su desarrollo; pues al principio podríamos pensar que la vida consistía en meras moléculas auto-replicantes, en la frontera entre los inanimado y la vida propiamente dicha, pero que se fue desarrollándose, ganando cada vez más en complejidad, por ejemplo: el salto a la célula eucariótica ya supone un incremento cualitativo de complejidad muy grande comparado con los virus y bacterias. Posteriormente las células eucariotas se asociaron formando organismos pluricelulares, al principio muy simples y poco diferenciados, pero con el tiempo esta asociación se transformó en verdaderos tejidos y órganos diferenciados que daban ya al organismo pluricelular una complejidad interna muy grande cualitativamente muy diferenciado de las unidades celulares que lo forman, considerándose una unidad muy diferente de la suma de sus partes, que es lo que diferencia a los Sistemas Complejos

Por otro lado puede trazarse un incremento de la complejidad también en las estructuras del sistema nervioso (cerebro) de las diferentes especies, y no sólo de los homínidos. En investigaciones realizadas en multitud de especies, entre mamíferos y aves, analizando las huellas internas en los cráneos, producidas por las circunvoluciones cerebrales, se ha visto que todas las especies, sujetas al igual que el Hombre a la presión selectiva, han incrementado la complejidad de sus cerebros en el curso de su evolución, evidentemente como estrategia adaptativa de supervivencia (proceso de encefalización)

Ni que decir tiene que esa (el incremento de la encefalización) ha sido la tendencia de las sucesivas sub-especies de homínidos en los últimos millones de años hasta llegar al Homo Sapiens, y su espectacular expansión por todo el mundo hace unos 40.000 años (primera "globalización"), desde su "cuna" en Africa

Se podrá argüir, a la postre, que como vamos derechos a la auto-destrucción eso "demuestra" que la inversión en complejidad no "sirve". Lo cual sería una frase antropocéntrica llena de fantasías y supuestos "morales", y que no tiene nada que ver con la dinámica de la vida, o si se quiere del propio Universo

Teilhard de Chardin, más bien en un arrebato un tanto místico, definió este proceso como "Ley de Complejidad Conciencia", poco más que una observación que no puede establecerse, desde luego, como "científica", pero que tiene visos de ocurrir, al menos en lo que conocemos del Universo
Según esta apreciación, el objetivo del Universo parece ser poder "mirarse a sí mismo"

Para concluir, por tanto, por lo que conocemos, al observar el propio Universo, y más detalladamente los sistemas vivos, observamos una tendencia a la Complejidad como estrategia adaptativa muy exitosa. complejidad de las estructuras físicas, complejidad de las estructuras mentales, complejidad de las estructuras sociales, asociado a un crecimiento continuo de la gestión de la información

La información es aquello que nos hace, porque los organismos vivos en sí no son "nada", en el sentido de que yo, por ejemplo, ya he renovado varias veces todos los átomos que componen mi organismo, y sin embargo sigo siendo "yo". La vida no se asocia a la "materia" o la "energía" que usa, esos elementos son  a la vez necesarios y transitorios en ella, no la "constituyen", en cambio lo sustancial es el "orden complejo" o dicho de otra forma "la información" que es lo que, en el fondo, de verdad, constituye a los seres vivos

No deberíamos llamarle siquiera "materia viva" sino "información viva" auto-organizada, ya que la materia que conforman los seres vivos, sus células, está cambiando contínuamente, los átomos son distintos, pero sostienen los "nuevos" y "viejos" átomos, unas relaciones definidas entre ellos, junto con la energía que permite los cambios en el conjunto. Dialéctica de cambio continuo, todo es a la vez nuevo y viejo

En esta complejidad creciente, el conjunto es mucho más que las partes, la vida se organiza en la debilidad de las partes, pero en cambio el conjunto es mucho más resistente que cada una de sus partes, que, de hecho, están así construidas para la degradación y la renovación continua, al contrario de los sistemas "mecánicos" del Hombre

Por tanto la "inversión en complejidad", a pesar de su supuesto "coste energético", como por ejemplo el que acometen los mamíferos superiores desde su origen al tener que cuidar y enseñar sus "técnicas" a sus crías, hasta muchos años después de nacer, ha sido, por el contrario, una de las estrategia más exitosa de supervivencia que han tomado las especie vivas, en particular el ser humano, donde el cuidado de las crías se sostiene hasta casi la edad adulta, y creo que sustentar este tipo de afirmaciones como base de todas las "decadencias" no se sostiene tampoco para las civilizaciones. No obstante en el siguiente apartado haré una crítica mucho más contundente a la teoría de Tainter

Crítica a la teoría de Tainter

a) Las ideas de los colapsos de las civilizaciones por los "rendimientos decrecientes" no son originales de Tainter, ya Marx sostuvo esa misma afirmación respecto al fin "profetizado" del sistema capitalista, así como respecto al paso del "sistema esclavista" al "feudal" (fin del Imperio Romano), y cuyo argumento, creo, Tainter toma, al menos en gran parte, del de Marx
Marx igualmente pensaba que el sistema esclavista en el Imperio Romano funcionó bien al principio cuando los esclavos llegaban a "riadas" y eran algo "económico", pues se podían tener muchos fácilmente, y se roturaron nuevas tierras, etc...Ahora bien, con el fin de las conquistas, ya no había la misma aportación de esclavos que antes, y esta economía esclavista inició la senda de los "rendimientos decrecientes", ya que los esclavos requerían de una coacción y vigilancia continua para que su rendimiento no fuese irrisorio, tenían tendencia a sabotear las herramientas, a huir, eran muy poco productivos y problemáticos, por eso, los grandes propietarios, a partir de los siglos I y II d.C., fueron, poco a poco, usando cada vez más el sistema de "colonato", permitiendo que agricultores libres cultivasen la tierra a cambio de un arriendo, sistema que era mucho más eficiente ya que había un "incentivo" para la productividad de los colonos que no tenían los esclavos: al menos retenían una parte del fruto del propio esfuerzo. Estos hombres libres, además, podían contribuir a la defensa del territorio, y en particular de los intereses compartidos de los nobles y de ellos mismos, cosa que no podían hacer los esclavos por razones obvias; de ahí se siguió una feudalización que hizo inevitable el enfrentamiento con el poder imperial que asfixiaba a los propietarios y campesinos, a impuestos para el sostenimiento de su ejército y burocracia. Como veis se parece bastante a a teoría de Tainter, no creo que pase nada por usar la referencia de Marx en los escritos, la "caza de brujas" ya terminó hace muchos años

b) La tesis del "subsidio" exterior de los países colonizados a Europa, que menciona Taimter, fue sostenida en primer lugar por Rosa Luxemburgo, y posteriormente en multitud de escritos, por Lenin, como explicación última a porqué no se había producido ya el colapso del capitalismo industrial europeo, tal y como había predicho Marx que sucedería. Creo que, por integridad intelectual Tainter debería haber mencionado a estos autores

c) Tainter en este escrito, "explica" la supervivencia de la sociedad capitalista europea ante los continuos enfrentamientos bélicos y bancarrotas de los estados de los siglos XV al XIX, donde no sólo hubo un incremento de la complejidad, sino un crecimiento general de la población, de los niveles de vida y un fortalecimiento de los estados europeos, llegando a dominar el Mundo, muy lejos del esperable "colapso". Tainter a la hora de mencionar las "causas" de este éxito, aparte de usar la ya mencionada del "subsidio" exterior de los nuevos territorios colonizados, repite muchas veces nada más y nada menos que la "suerte" como, probablemente la razón principal. Toda la explicación del auge europeo que describe este autor, es como una especie de "balbuceo" explicativo, saltando de causas a causas, perdido completamente en la cronología y las secuencias causales, para terminar hablando de "suerte", lo cual deslegitima completamente el análisis.
Yo cuando un historiador o antropólogo se "refugia" nada más y nada menos que en la "suerte" para tendencias pluri-seculares en el tiempo, para mí es como si, al estudiar la Edad Media, un autor se "refugiase" en las hazañas del Cid para explicar la decadencia de Al Andalus, ya puede servir cualquier cosa
Y si ha existido ese "subsidio" exterior a los pueblos europeos, ¿ha sido por pura "suerte"?, ¿por qué no han recibido ese "subsidio" los chinos, o los árabes, los turcos, los germanos antiguos y tantas otras civilizaciones que han existido? ¿Las febriles exploraciones y embajadas de los venecianos, genoveses, pisanos hacia el Este; las exploraciones de Castilla y Portugal por la costa africana en plena Edad Media, las políticas mercantilistas y aventureras de las repúblicas comunales italianas, de Barcelona, etc... todo eso es "suerte"?
He de reconocer que me costó seguir leyendo las ideas de este autor una vez que leí esta afirmación tan absolutamente gratuita, diletante y poco "profesional"

d) Igualmente Tainter considera las guerras como una de la causas fundamentales del desarrollo científico-técnico de Europa, que a la postre consigue sostener el desarrollo, como ya he dicho, gracias a la "suerte" y al "subsidio" que menciono antes. Yo más bien creo que la guerra es una consecuencia, entre otras cosas, de las rivalidades mercantiles que conllevan el propio proceso de desarrollo económico en esos tiempos, aunque, como en todos los fenómenos complejos, la propia guerra introduce un "feed-back" en la necesidad de innovar, pero este "feed-back" no está presente en otras sociedades muy belicosas, y Tainter debería preguntarse porqué

e) Tainter presupone que el desarrollo científico-técnico sucede en virtud del crecimiento de la "Complejidad" que es "subsidiada" por la energía (a través de impuestos u otras exacciones), el cual, por tanto, lo realizan una serie de "especialistas" que realizan las "investigaciones" y los "avances" técnicos. Pero nada más lejos de eso el caso de los impresionantes avances económicos y tecnológicos que se suceden en la Edad Media, desde el arado de vertedera (hardware), la rotación trienal de cultivos (software), los arneses para poder usar los caballos como tiro de arados, e infinidad de otras invenciones hechos por los mismos campesinos o trabajadores, no cosa de "filósofos" (como pensaba Aristóteles que eran todas las invenciones), pues para inventar y solucionar toda esa serie de problemas prácticos hay que "mancharse las manos". Tainter debería haber leído a Lewis de Munford o Lynn White
La "inteligencia" está muy democráticamente distribuida, y lo que ocurre en esa época (E.Media) es un gran cambio de paradigma en cuanto a la aproximación a la resolución de los problemas de la producción entre otras cosas por el gran cambio de paradigma de la estructura de la tierra o mejor dicho, de los beneficios de la misma. No, los avances fundamentales en la Edad Media, esa que hizo posible un fuerte aumento demográfico en los países europeos y el crecimiento de una tecnología sin parangón en el resto del Mundo, no fue obra de una compleja super-estructura de especialistas "subsidiados energéticamente" por medio de impuestos o exacciones masivas, sino la consecuencia de una forma distribuida de enfrentarse a los problemas por parte de quienes trabajaban o vivían en ese medio, que podían beneficiarse de los beneficios que obtenían cuando las implementaban, contrariamente a la creencia popular, fruto de la "propaganda" de la Ilustración, de la servidumbre y cuasi-esclavitud brutal y asfixiante de la Edad Media, que en nada se parecía a la realidad en grandes zonas del Continente

f) Creo que Taniter mete en el mismo "saco" todos los tipos de "Complejidad", lo cual es absolutamente falso. Usando un símil de la medicina, creo que confunde las estructuras "complejas" con otras que son "cancerosas", es decir, éstas últimas aquellas que crecen "alocadamente" obedeciendo sólo a sus propósitos internos, en la persecución de sus propios fines como individuos asociados, y olvidándose de su pretendida función en el e cuerpo social. Es por eso que no es comparable, por ejemplo, el levantisco, ambicioso y corrupto ejército tardo-romano, con el conjunto de las instituciones científico-técnicas de los últimos siglos
Por ejemplo: como señala Tainter, entre el año 235 y el 284 d.C. en el Imperio Romano se sucedieron nada menos que 26 emperadores "legítimos", mientras hubo, además, unos 50 "usurpadores", a una media de 1 insurrección militar por año, promovido por el juego de intereses internos de diversas facciones del ejército. Bueno, yo a la institución "ejército romano" de esa época no la considero "problem-solving" sino más bien "problem-causing" y su lucha de este período (que es casi la norma y no la excepción), no se dirige a la defensa de las fronteras y a conseguir la paz en el interior del imperio, sino a obtener una porción cada vez mayor de la "tarta" de las riquezas generadas por el pueblo. Y no me creo que esa "inversión en complejidad" sea buscada por la sociedad romana, sino una corrupción, una auténtica degeneración (cancerosa) de una institución básica del Estado, que le acabó quitando legitimidad al propio estado y acabaría precipitando su ruina, nada que ver con la "Complejidad"
En España recientemente podemos también dar lecciones de instituciones corruptas, degeneradas y "problem-causing" sin recurrir necesariamente al concepto de "Complejidad"

g) Tengo también problemas con la definición exacta de "Complejidad", en el conexto social, por ejemplo: cuando yo era niño, a finales de los años 70's, aún había, en mi pueblo, una gran cantidad de profesiones que han desaparecido en la actualidad: talabarteros, zapateros, aguadores, carboneros, lateros, herradores, cosarios, afiladores, etc... con una gran cantidad de conocimientos, saberes y técnicas que se han perdido, al menos localmente. En esa época en el ayuntamiento trabajaban, calculo yo, menos de 10 veces el número de los que trabajan ahora.- ¿Se ha dado un incremento de complejidad entre las profesiones del pasado y las profesiones burocráticas del presente? ¿no será en cambio que se ha "simplificado" en exceso todo? No estoy nada seguro de que sea un paso a una "mayor complejidad", o más bien es que no entiendo muy bien en qué sentido Tainter usa ese término

Bueno, esa es mi opinión respecto a las teorías de Tainter, que, supongo no serán compartidas por muchos de los lectores, inquietos, como yo, por el futuro de nuestro planeta y nuestra sociedad, pero es mi opinión y no puedo dejar de decirla, pues creo que existen muchos otros argumentos para una defender la necesidad de la "sostenibilidad", sin tener que entrar en una suerte de teorías reduccionistas de la Historia

Por otro lado tenía pensado abordar las ideas de otros autores que han tenido sus propias ideas sobre el devenir histórico como Ibn Jaldun, el "padre" de la Sociología, pero me temo que me he alargado en demasía y el post está siendo ya de por sí demasiado extenso

Por último creo que debo hacer algunas recapitulaciones para que no se confunda el sentido de este post


Conclusiones

Sí, yo también creo que "a todo cerdo le llega su San Martín" y a nuestra generación le va a tocar de lleno una crisis profunda, y desde luego que va a ser "de las gordas", como ha ocurrido en, creo, todas las generaciones pasadas, pues mis padres conocieron la guerra y la posguerra y el "decrecimiento" subsiguiente, viniendo ya de un pasado muy precario, con todos los miedos y necesidades que acompañaron a ese período

Sí, no creo que estemos en las puertas de un apocalipsis, de un colapso "Mad Maxiano", donde en pocos años nos veremos en un mundo irreconocible, luchando todos contra todos por la supervivencia. No, más bien creo que irá acabando, cada vez más aceleradamente, una inmensa cantidad del despilfarro en el que vivimos y habrá que adaptarse a lo que viene, en un retroceso de varias décadas, pero que, creo, muy muy lejos de la "Garganta de Olduvai" que claman algunos

Sí, el despilfarro está empezando a disminuir, y sólo puedo decir que hace poco más de 30 años, en mi casa, en mi pueblo, efectivamente no se producían apenas basuras. Los desperdicios alimentarios se los llevaba una mujer (Inés "la de Frasco") para los cerdos, no se usaban embalajes de plásticos, el pan se traía  en una talega, los huevos en un canasto y la leche en una lechera, las botellas de vidrio se devolvían, y la carne y los garbanzos se envolvían en papel de estraza que también se comían los cerdos de la Inés. Ahora, en Europa se tira a la basura del orden del 50% de los alimentos que se producen, suficientes para alimentar varias veces a todos los hambrientos del mundo, y desde 2006 la UE prohíbe alimentar el ganado con la comida sobrante, además de fijar estándares alucinantes para la comida, como la de no ser admisible para la venta pepinos que no sean completamente rectos, y locuras semejantes, como recoge el documental que adjunto. Esto tiene que terminar y los burócratas de la UE son los primeros que tienen que darse cuenta



Sí, ya no iremos todos los años a las Seychelles o a Méjico por 100 euros el billete, no cambiaremos de coche cada 4-5 años, de móvil todos los años o antes si sale un nuevo i-phone, eso ya lo sé. En el hospital donde me han operado del tobillo me han dado unas muletas (no sé de quien eran, ni me importa) y me han dicho que debo devolverlas, de lo cual me alegro, cosa que haré con mucho gusto en cuanto pueda
Las medicinas ya no serán 100% gratuitas para los pensionistas, como no lo han sido desde hace varias décadas en Suecia, país modélico por su protección social, pero también por su racionalidad, pues por un precio simbólico se evita un despilfarro inmenso de medicinas que, en muchos casos, ni se toman. Aunque espero, y hay que luchar por ello, que ese precio siga siendo eso, simbólico (bajo)....pero que exista

Ya no se tomará el coche para ir a dos manzanas de la casa de uno, el consumo de gasolina en España está por debajo del de 1997, ha bajado ¡un 20,8%!, y en gasóleos un 15,3% desde 2007 (según la AOP = Asociación Española de Operadores de Productos Petrolíferos), en cambio el consumo actual de cemento  en España está en los niveles de hace 50 años, después de la locura especuladora patria

Por fuerza, cuando vaya subiendo el descontento se tomarán medidas para limitar las importaciones, pues de  algo tendremos que comer y en algo tendremos que trabajar al haberse terminado la "anestesia" del crédito y no dejar de subir el descontento. Además el propio mercado lo acabará haciendo. En un estudio realizado en Australia se identificó que los productos contenidos en una cesta de la compra "tipo", los productos que allí había habían recorrido de media 70.000 Km: soja de Argentina, peras de Chile, maíz de USA, etiquetas con papel finlandés, plástico de envoltorios de Indonesia, peces de Vietnam, conservas de Marruecos, etc....Todo esto es una locura vedaderamente insostenible, y la re-localización llegará más temprano que tarde

Creo que los sistemas sociales tienen una cierta capacidad de adaptación, y más en las sociedades avanzadas como la nuestra. Entre otras cosas porque el Miedo es un hábil maestro, y los poderosos son muy sensibles a él,  se me ocurren múltiples episodios históricos donde se han evitado catástrofes y se han tomado medidas que han mejorado la vida de las personas o al menos mitigado el sufrimiento:
+ Una de la causas por la que no se cumplieron las profecías de Marx es porque el muy aristócrata y conservador canciller Otto Bismarck era sensible a la verosimilitud de los augurios marxistas, y entendió que las mejoras de las condiciones de vida de los trabajadores eran necesarias si se quería conservar el orden establecido; por tanto había que dejar de ganar un poco para dar estabilidad al conjunto y de ahí el inicio del Estado del Bienestar, con los primeros seguros de desempleo, enfermedad y jubilación. Lo cual fue imitado pronto por el resto de los países desarrollados
+ Ante la propuesta de Mac Arthur de usar, en una primera fase, unas 26 bombas nucleares contra los chinos en Manchuria, en la Guerra de Corea, Trumman optó por su dimisión fulminante, al considerarlo, según sus palabras: "el hombre más peligroso de los EEUU"
+ Hitler estaba loco, y disponía de un arsenal de gases venenosos mucho más letal y abundante que el resto de los países aliados, y algunos de los más fanáticos oficiales de la SS le pidieron repetidamente que los usara contra el Ejército Rojo cuando la avalancha ya fue insostenible, a lo que Hitler se negó, por puro instinto de supervivencia. Este tipo de sucesos explican en gran parte porqué no nos hemos destruido ya en un apocalipsis nuclear
+ Roosvelt (y la oligarquía económica de USA de la que formaba parte su familia) en 1933 tenía 2 opciones: enviar al ejército Federal a disparar contra las continuas y multitudinarias manifestaciones, como en las escalinatas de Odessa del "Acorazado Potemkin" pero multiplicado por 1.000, o iniciar el New Deal, que no fue ningún milagro pero consiguió al menos paliar los efectos devastadores de la Depresión entre los más pobres. En repetidas ocasiones dijo algo así como: "no he iniciado una senda socialista, simplemente he salvado el capitalismo"

Sí, contrariamente a lo que piensa Tainter, creo que necesitamos más científicos y técnicos que se enfrenten a lo problemas que sufrimos, que busquen nuevas fuentes de energía, que nos ayuden a mejorar los aspectos medio-ambientales, que sean buenos comunicadores para que la mayoría de las personas, cada vez más conectadas gracias a Internet, también entiendan la magnitud de los problemas a los que nos enfrentamos y aporten un cambio de actitud necesario, aparte de contribuir a que los efectos perniciosos de las limitaciones al crecimiento sean los mínimos y más equitativamente repartidos

Necesitamos una Sociedad Civil fuerte, que sea capaz de alzar su voz y defender los intereses de la mayoría, ejerciendo un necesario contra-poder, y necesitamos poder controlar lo que se hace con nuestros impuestos con el máximo nivel de detalle que queramos saber y de manera pública e instantánea, que para eso está Internet. Para prevenir así el crecimiento de aparatos clientelares, parasitarios y extractivos como el ejército y la burocracia tardo-imperiales

Bueno creo que ya he hablado demasiado, en otro momento volveré a retomar estos temas, creo que por el momento es suficiente sabiendo que el tema es, desde luego, "inagotable"

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...